Jueves, 21 de junio del 2018

Juez Concepción rechaza tutela de derechos solicitada por Camargo Correa

Magistrado dijo que el expediente principal fue derivado a los juzgados anticorrupción  

Magistrado dijo que el expediente principal fue derivado a los juzgados anticorrupción  

El juez del Primer Juzgado de Investigación Preparatoria Nacional, Richard Concepción, declaró improcedente el recurso de tutela de derechos solicitada por la empresa Camargo Correa y su presidente Marco de Moura Wanderley, mediante el que habían pedido invalidar la documentación del caso Castillo de Arena.

El magistrado informó que el expediente principal de la investigación donde se adjuntó un grupo de CDs y documentación enviada desde Brasil, fue enviado al Primer Juzgado Nacional Anticorrupción en atención al reglamento de competencia de la Sala Penal Nacional.

LEEFiscalía tiene autorización para usar valiosa información contra Camargo Correa

No obstante, deja a salvo el derecho de los solicitantes para que presenten una nueva solicitud ante los órganos jurisdiccionales que han asumido las investigaciones contra la empresa mencionada y a su presidente.

Por su parte, el Ministerio Público solicitó que se rechace el pedido de ambos peticionantes al sostener que todas las investigaciones se iniciaron con material propio recabado en nuestro país y de informaciones periodísticas. “Este juzgado no va a emitir pronunciamiento de fondo y la rechaza por incompetencia de este juzgado a fin de que lo vea donde corresponde”, señaló Concepción Carhuancho.

LEECamargo y Correa: defensa sostiene que solicitud de procuraduría "tiene errores"

Cabe recordar que la Primera Sala Penal de Apelaciones anuló la resolución judicial que validaba la documentación del caso Castillo de Arena, relacionada a la constructora brasileña Camargo Correa.

Por su parte, los abogados de esta empresa insistieron en que la información del caso Castillo Arena debe ser retirada de tres investigaciones que el Equipo Especial del caso Lava Jato les sigue. La defensa de Marco de Moura sostuvo que la Fiscalía levantó el secreto bancario y se congelaron las cuentas de su patrocinado sin ser considerado “investigado” y sustentando esas medidas en la documentación considerada ilícita en Brasil.