Alemania eliminó a Brasil con un 7-1 y jugará la final del Mundial

Alemania eliminó a Brasil con un 7-1 y jugará la final del Mundial | Deportes El equipo de Löw espera al ganador del Holanda – Argentina.

Foto: AFP

El equipo de Löw espera al ganador del Holanda – Argentina.

Alemania goleó por 7-1 a Brasil, privado de su astro Neymar por lesión, en el primer partido de semifinales del Mundial 2014, que se disputó este martes en el Estadio Mineirao de Belo Horizonte. La selección dirigida por Joachim Löw jugará la final de la Copa del Mundo. 

En una primera parte extraordinaria de la ‘Nationalmannschaft’, Thomas Müller abrió el marcador a los 11 minutos y el rodillo germano continuó con los tantos de Miroslav Klose (23), Toni Kroos (24 y 26) y Sami Khedira (29). El sexto y séptimo llegaron en la complementaria a través de André Schürrle. Oscar puso el descuento a los 90'.

[LEA: Él es Miroslav Klose, el goleador histórico de los Mundiales]

 

Brasil afrontó este partido con dos bajas claves en su once inicial: su estrella Neymar, lesionado en el encuentro anterior contra Colombia, y su defensa y capitán Thiago Silva, suspendido por acumulación de amonestaciones. 

El técnico Luiz Felipe Scolari quiso mantener así el mismo esquema táctico 4-2-3-1 que cuando juega Neymar, optando en su lugar por otro atacante rápido y hábil como Bernard.

En el centro de la defensa, Felipao se decidió por Dante, jugador del Bayern Munich y buen conocedor del rival.

Con su gol, además, Klose se convirtió en el máximo artillero de la historia de la Copa del Mundo, al sumar 16 tantos en cuatro ediciones del torneo y romper el empate que mantenía con el brasileño Ronaldo. 

Su compañero Thomas Müller, por su parte, sumó su décimo gol mundialista. Hizo cinco en Sudáfrica 2010 y este martes alcanzó esta cifra en Brasil 2014. A los 24 años, el atacante del Bayern de Múnich tiene margen para alcanzar a su compañero en lo alto de la tabla.   

Con la victoria, Alemania esperará al desenlace de la segunda semifinal, que disputarán el miércoles en Sao Paulo Argentina y Holanda, para conocer su rival en la gran final, la primera que disputará desde 2002, en la que perdió precisamente contra Brasil.