Viernes, 04 de diciembre del 2020

#Alerta Noticias

998-131696

COVID-19: Turkmenistán, donde la palabra coronavirus es ilegal, reanuda su liga el fin de semana

El campeonato de fútbol en Turkmenistán fue suspendido el 13 de marzo

En Turkmenistán la palabra coronavirus está terminantemente prohibida | Foto: Getty Images.

El campeonato de fútbol en Turkmenistán fue suspendido el 13 de marzo

Turkmenistán, el país donde la palabra coronavirus está terminantemente prohibida, reanuda el fin de semana la liga de fútbol tras un parón de más de un mes debido a la pandemia de COVID-19.

La federación de fútbol de la república centroasiática anunció este martes en un comunicado que el campeonato, que fue suspendido el 13 de marzo, se reiniciará el 19 de abril.

El partido que dará inicio a la cuarta jornada de la liga turkmena será el que enfrentará al Altyn Asyr y el Kopetdag, ambos de la capital, Asjabad.

El Kopetdag lidera la clasificación con siete puntos en tres partidos, seguido por el Ahal con seis, y al Altyn Asyr y el Asgabat con cuatro.

La liga turkmena la disputan ocho equipos, que se enfrentan en cuatro vueltas, las dos primeras de las cuales concluyen a mediados de junio.

El Kopetdag ganó las primeras cuatro ligas disputadas desde la independencia de la conocida como República del Gas en 1991, pero los seis últimos títulos se los llevó al Altyn Asyr.

Debido a que las autoridades locales prohibieron el uso de la palabra coronavirus en los medios de comunicación y en los informes médicos, según Reporteros Sin Fronteras, en Turkmenistán no se ha informado de un solo caso de COVID-19.

Turkmenistán, país desértico bañado por el mar Caspio y que acoge una de las mayores reservas de gas del planeta, es uno de los Estados menos democráticos y herméticos del mundo, según las organizaciones de derechos humanos, que la comparan por su secretismo con Corea del Norte.

De esta forma, el fin de semana serán cinco las ligas de fútbol en marcha en el mundo, tres de ellas en el espacio postsoviético, Bielorrusia, Tayikistán y ahora Turkmenistán, a las que hay que sumar también Nicaragua y Burundi. EFE