Martes, 25 de junio del 2019

Alerta Noticias

998-131696

Hospital Loayza: médicos atienden en clínicas privadas en sus horas pagadas por Minsa

Médicos reciben en sus horarios de trabajo remunerado por el ministerio de Salud a pacientes particulares en otros centros médicos

Médicos del Loayza ya están siendo investigados. Foto: El Comercio

Médicos reciben en sus horarios de trabajo remunerado por el ministerio de Salud a pacientes particulares en otros centros médicos

El doctor José Antonio Mauricci Ciudad es el jefe del departamento de especialidades quirúrgicas del Hospital Nacional Arzobispo Loayza. El pasado 20 de noviembre del 2018 ingresó a su centro de trabajo a las 12 del mediodía, pese a que su turno de atención en el Loayza era de 7:45 de la mañana a 2 de la tarde.

El doctor Mauricci venía de atender, en su horario de trabajo remunerado por el ministerio de Salud, a pacientes particulares en un centro médico que funciona a una cuadra del Hospital Loayza. Pero no es el único médico del Loayza que abandona su horario trabajo para atender a pacientes privados en otros locales.

El médico que le ofrece un paquete de cirugías plásticas a una paciente es el doctor Wenceslao Castillo Farneschi, jefe del servicio de dermatología del Hospital Loayza.

En el video se le ve ingresar al Centro Médico SEMEDIC. Fue el viernes 23 de noviembre y eran las 11 de la mañana. Castillo estaba de turno para atender interconsultas en el hospital de 7 y media de la mañana a 12 y media del día.

En un audio se puede escuchar la conversación entre el doctor Mauricci y una paciente particular, también en el Centro Médico SEMEDIC. Cuando el paciente le pregunta su horario de atención, el doctor le señala un horario que se superpone con el que tiene en el Loayza.

Otro médico es el doctor Genaro Barrueto Rodríguez, médico del servicio de traumatología del Loayza. Era el 21 de noviembre y el galeno no tiene reparos en abandonar su puesto y a los pacientes en espera para atender a sus pacientes particulares.

Su horario de trabajo en el Loayza es de 7 y media de la mañana a 2 y 45 de la tarde, pero le explica a su paciente que puede atenderla de forma privada y en ese horario tres veces por semana. Además, el Dr. Barruetro reconoce que el local en el que atiende no está autorizado para realizar consultas médicas.

Los médicos fueron descubiertos gracias a una investigación de la Oficina de Transparencia y Anticorrupción del Ministerio de Salud (OTRAN), un departamento adscrito a la Secretaría General al que se le han dado todas las facultades necesarias para investigar este tipo de hechos y acumular todas las pruebas necesarias para denunciar a los profesionales de la salud que faltan a la ética y a la ley.

Dos de los doctores en cuestión, no sólo atendían en consultorios particulares mientras estaban de turno en el Loayza, sino que también les ofrecían a sus pacientes hacerse los exámenes médicos en el hospital que abandonan para atenderlos.

Lo que hacían estos médicos no sólo ocasionaba la cancelación de citas de los pacientes del Loayza y el uso de los equipos del hospital para fines privados, sino que además crearon un sistema de atención paralelo al que algunas personas se veían obligadas a acudir para lograr ser atendidas, paradójicamente, por doctores del hospital que abandonaban sus puestos para atenderlos de forma privada.

Toda la información recabada por la OTRAN del ministerio de Salud ya está en manos de la Procuraduría de esa cartera, órgano que denunciará penalmente a los cinco médicos investigados por los delitos de exposición de personas al peligro, actos preparatorios para peculado de uso, concusión y/o cobros indebidos al Estado.

LEELas frases más destacadas de la política peruana en 2018

LEELos cinco delitos que afectan a los ciudadanos en fin de año