Viernes, 27 de noviembre del 2020

#Alerta Noticias

998-131696

Caza estadounidense intercepta dos bombarderos rusos cerca de Alaska

En unas maniobras de provocación y respuesta que se han convertido casi en rutinarias en la zona aérea de defensa del EE. UU. cerca del Polo Norte

Caza estadounidense intercepta dos bombarderos rusos cerca de Alaska. Foto: EFE

En unas maniobras de provocación y respuesta que se han convertido casi en rutinarias en la zona aérea de defensa del EE. UU. cerca del Polo Norte

Un caza estadounidense interceptó este lunes dos bombarderos rusos Tupolev 95 cerca de la costa de Alaska, en unas maniobras de provocación y respuesta que se han convertido casi en rutinarias en la zona aérea de defensa del Estados Unidos cerca del Polo Norte.

Según informó hoy el Comando de Defensa Aeroespacial de Norteamérica (NORAD), dos bombarderos estratégicos rusos Tu-95, apoyados por dos cazas Sukhoi Su-35, se adentraron en la zona de identificación de defensa aérea (ADIZ), pero en ningún momento volaron sobre espacio aéreo estadounidense o canadiense.

Un caza F-22 estadounidense salió al paso de la formación aérea rusa, que también tenía el apoyo de un avión espía y de alerta temprana Beriev A-50.

El F-22 iba acompañado de un avión de abastecimiento de combustible KC-135 y un avión espía y de alerta temprana Boeing E-3 (AWACS), completando así la tradicional formación para escenificar incursiones aéreas.

Los aviones rusos se mantuvieron una hora y media en la ADIZ estadounidense, zona en espacio aéreo internacional considerada de importancia estratégica de defensa para anticiparse a incursiones o ataques, y llegaron a estar a tan sólo 30 millas náuticas de las costa de Alaska.

"La agilidad y preparación de nuestro personal asegura que tenemos éxito a la hora de hacer frente a potenciales amenazas aeroespaciales con la respuesta apropiada en el momento  adecuado", indicó el general Glen D. VanHerck, comandante del NORAD.

Este tipo de interceptaciones suceden casi mensualmente en las proximidades de Alaska, territorio boreal cercano a Rusia.

La seguridad militar en el Polo Norte es cada vez de mayor importancia debido a las ambiciones tanto de Rusia como de otros poderes Occidentales para no ceder hegemonía en una región cada vez más accesible debido al cambio climático.

Con información de EFE