Domingo, 18 de agosto del 2019

#Alerta Noticias

998-131696

Nuevo Perú respalda a comunidad LGBTI en denuncia contra Héctor Becerril

Becerril puede discriminar impunemente y no pasa nada", señaló Glave. Exitosa.

La Asociación Civil Más Igualdad Perú pidió que se sancione 120 días al congresista de Fuerza Popular por discriminación

El grupo parlamentario Nuevo Perú respaldó abiertamente la denuncia que presentaron varios colectivos civiles en defensa de los derechos de la comunidad LGTBI contra el congresista Héctor Becerril (Fuerza Popular) en la Comisión de Ética, por los delitos de “discriminación e incitación a la discriminación” contra los ciudadanos y ciudadanas lesbianas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales [LGBTI].

Dicho documento, enviado el pasado miércoles 3 de julio al grupo de trabajo que lidera la parlamentaria Janet Sánchez, pide sancionar por 120 días sin goce de haber al miembro de Fuerza Popular. Además, señala que "no se trata de una simple declaración del congresista Becerril, sino de una manifestación que incurre en lo delictivo y que por tanto debe ser sancionada".

La congresista de Nuevo Perú Marisa Glave dijo que Becerril puede "discriminar impunemente y no pasa nada". "Las personas presentes hoy van a explicar las causales del porqué han presentado esta denuncia. Exigimos que la Comisión de Ética abra un proceso de investigación y no se permita que ningún parlamenterio pueda discriminar".

"Ninguna forma de discriminación se debe tolerar, mucho menos normalizar y viniendo de autoridades como congresistas o funcionarios públicos. De este parlamento donde se emanan leyes estamos en el deber de hacerlas cumplir, en el deber de cumplir aquello que legislamos y se ha dicho que la discriminación es un delito", dijo Tania Pariona, de Nuevo Perú.

"Tenemos el deber de fomentar la educación, de fomentar una sociedad peruana que no discrimina, excluye, maltrata o genera homofobia", precisó.

LEE: Multitudinaria marcha del Orgullo LGBTI llegó a la Plaza San Martín

LEE: De Belaunde: Junta de Portavoces debería definir situación de la plaza Bolívar