Mi?rcoles, 15 de julio del 2020

#Alerta Noticias

998-131696

Ministra de Justicia tras declaraciones sobre feminicidio: “No entendí lo que me preguntaron”

Ministra de Justicia, Ana Revilla. Foto: Canal N

La ministra de Justicia pidió disculpas por fría respuesta sobre el feminicidio ocurrido en El Agustino

[ACTUALIZACIÓN]

La ministra de Justicia, Ana Revilla, explicó que, en un primer momento, no entendió lo que se le preguntó sobre el asesinato de una mujer y sus tres hijos en El Agustino.

Indicó que como Ministerio de Justicia han apoyado a los familiares de Jessica Tejeda. “Continuaremos dando apoyo a los familiares de las víctimas”, aseguró.

“Para mí, es de terror lo que ha pasado. Lo que nos sucedió es que no entendimos en ese momento lo que se nos estaba preguntando porque nos cogieron de sorpresa, nada más. No fue porque nosotros no condenáramos el feminicidio”, sostuvo.

[NOTA ORIGINAL]

La ministra de Justicia Ana Teresa Revilla ofreció disculpas luego de dar una fría respuesta sobre el asesinato de una mujer y sus tres hijos en el distrito de El Agustino

"Lamento muchísimo me haya manifestado de esta manera. No era mi intención ofenderlas (…) Estoy totalmente solidarizada con las víctimas y las familias que sufren de estos delitos", señaló en RPP.

"No tomamos en cuenta la pregunta con la real dimensión de lo que nos estaban preguntando en ese instante", se excusó la titular del Minjus. La ministra dijo estar conmocionada con el crimen de Jessica Tejeda y aseguró que solidariza con las mujeres que viven situaciones de violencia.

Horas antes, a su salida de la Misa de Gallo en la Catedral de Lima, Revilla lanzó una fría frase al ser consultada sobre el sonado caso de feminicidio y filicidio. 

"Lamento fastidiarlo, pero en verdad, hoy en día y en este momento estoy en pleno momento de Navidad, lamentablemente en este momento no", expresó Revilla. 

LEERevilla sobre feminicidio: En este momento no, estoy en pleno momento de Navidad

LEEMinistra de Justicia: Hay que investigar si Fujimori ingresó un celular al penal